miércoles, 3 de agosto de 2016

ARTICULO; TOCANDO FONDO

Lic. Jorge Wilian Díaz Pérez
Poner en contacto una parte del cuerpo, especialmente las manos, con una cosa, de manera que esta impresione el sentido del tacto, a eso se llama tocar.

Parte interior más baja de una cosa hueca o cóncava.

Los análisis científicos, sociales, políticos, religiosos, familiares, y económico, dan cuenta de que algo no está bien y por lo que se vislumbra estarán mucho peor, si vemos la prensa internacional nos daremos cuenta porque creo que estamos tocando fondo en esta sociedad que no embarga en este presente momento, lo que significa entonces que tenemos que poner atención a las problemáticas que subyacen en todos los estratos del convivio social.

Estamos tocando fondo porque se puede ver como la vida de las personas, no parece tener valor alguno, estamos en el fondo porque ahora quieren silenciar a los evangélicos de predicar la palabra del señor ayudando a sacar jóvenes de las drogas, robos, ayudando a salvar matrimonios y a seguir quitándole una carga social al estado, estamos tocando el fondo porque las buenas cosas no se imitan más bien las malas, porque ahora el cuerpo de las mujeres ya no es para exhibirlo en lo íntimo a su pareja, sino al público.

Estamos tocando fondo, porque quieren que los jóvenes avancen, pero nadie les quiere abrir las puertas y darles las oportunidades que necesitan, estamos tocando fondo porque aquí de cualquier cosa se arma un escándalo por sencillo que sea, con el tipo de políticas sociales, con los modelos que estamos legando a las próximas generaciones, porque de alguna manera hemos querido ser dioses y nos hemos convertido en armas letales los unos contra los otros, en la búsqueda del poder y la supremacía.

Pero no hay que tocar fondo para reconocer lo que está mal, no debemos esperar tener cancel en cualquiera de sus manifestaciones u otro tipo de enfermedad, hemos tocado fondo con la soberbia, con el orgullo, con el avasallamiento, con las críticas destructivas, hemos tocado fondo con los líderes políticos, con los valores, con la naturaleza, con la misma vida y nos hemos convertido en un trastorno social, viviendo en dualidades, bien decía William Shakespeare, que es mejor ser rey de nuestro silencio y no esclavos de lo que decimos.

Hemos tocado fondo con la moral, con el pudor, con los medios de comunicación los cuales no fueron concebidos para hacer daño, pero están haciendo un tremendo daño, esta sociedad tocara fondo más profundo porque lo que nos ha identificado se ha venido perdiendo, es triste lo que estamos viviendo, nuestra historia ya no es contada como antes, a nuestros ancianos no se les respeta, y estamos cayendo en un limbo historico entre una gran parte del estudiantado de hoy.

Estamos tocando fondo porque ahora se quiere confundir cultura, tradición e historia a través de las practicas ritualistas, en las cuales se incluyen practicas afroantillas, americanas, cubanas, africanas, Haitianas, entre otras. No quiero en manera alguna sonar demasiado religioso o mostrarme como un súper hombre o intelectual, pero es penoso que luminarias de esta ciudad y otras caigan en una práctica tan confusa y llena de muchas ignorancias, estamos tocando fondo.

Estamos tocando fondo, porque no se explica que una sola familia hallan 5-10 empleos del gobierno en una sola casa y en otras nada, estamos en el fondo porque son esas mismas personas que después hablan de justicia y equidad, estamos tocando fondo porque la mayoría de las instituciones del estado no tienen presupuesto para para trabajar y se le pide excelencia y calidad, ósea lo cualitativo y lo cuantitativo, pero no hay recursos.

Estamos tocando fondo, porque a las cosas malas les hemos estado abriendo las puertas, y a lo mejor se preguntaran y que es lo bueno y lo malo, lo bueno es todo aquello que nos favorece y lo malo todo lo que nos daña en todo el sentido de la palabra, siempre he dicho que esta es una

sociedad con doble moral, prohíbe una cosa que practica, están como los escribas y fariseos en tiempo de Jesús que pedían cumplir la ley sin ellos hacerlo.

Me pregunto que pasara con nosotros si esta generación sigue como va, cuál será el destino final, ahora el fondo lo toca los grupos que discuten el aborto y sus diferentes manifestaciones, hemos tocado fondo con leyes que nadie sabe que existen y que son muertas porque no se cumplen, y si se cumplen según el argot popular regularmente solo a los pobre le cae todo su peso, porque según el pueblo son intocables.

Mirad, pues con diligencia como andéis, no como necios, sino como sabios, aprovechando bien el tiempo porque los días son malos” Efesios 5:15-16


El Lcdo. Jorge Wilian Díaz Pérez, es el actual director del centro de intervención conductual y es psicólogo Clínico de la procuraduría fiscal de san Juan, República Dominicana. Además es pastor evangélico de la iglesia Asamblea de Dios “Siloe” en Vallejuelo

Facebook: Jorge Wilian Diaz Pérez

E-mail.elministrojoven@hotmail.com

El Lcdo. Jorge Wilian Díaz Pérez, está ofreciendo sus servicios en su consultorio privado en centro médico del Valle, que son: violencia intrafamiliar, intervención en crisis, manejo de duelo, terapia sexual ,manejo de conflictos, terapia familiar, asistencia pre- matrimonial y matrimonial, asistencia para adolescentes y algo más... Lunes, miércoles y viernes a partir de las 4:30 de la tarde.


No hay comentarios:

Publicar un comentario